Connect with us

Economía

Semana financiera: cinco días que empezaron mal y terminaron con un mercado mucho más optimista

editor02

Publicado

on

La bisagra del mercado fue el martes pasado. Los precios de las acciones, los bonos y la caída de depósitos y reservas ya no marcaban un pisodirectamente estaban en un profundo subsuelo. El país estaba perdiendo en los dos primeros días de la semana más de USD 2.000 millones de reservas, los plazos fijos en pesos cayeron en ese principio de semana $105 mil millones y los nominados en dólares, USD 5.685 contra el promedio de agosto.

Por el lado de las acciones, los índices eran de catástrofe. El S&P Merval había perdido casi 12% y los bonos, que se derrumbaron más de 10%, elevaron el riesgo país al récord de 2.520 puntos básicos. Ya se había declarado el “incumplimiento selectivo” a las Letes en dólares y a otros títulos cortos del Tesoro y estaba cada vez más lejos el ingreso de los USD 5.400 millones del FMI.

El único alivio que hasta entonces fue el lunes porque en Estados Unidos regía el feriado del Labor day y minimizó las operaciones en dólares en el mercado local. El dólar mayorista en ese día perdió $1,88 y cerró a $56,04, una cantidad similar a la caída en bancos y casas de cambio donde cerró a 4 58,41, a pesar del retiro acelerado de depósitos, producto del nuevo cepo.

El mercado financiero era un desierto donde parecía imposible que vinieran capitales para cualquier ser humano que no conozca cómo funciona la mentalidad de los operadores de los fondos de inversión en el mundo.

El principio de que cuando una acción pierde 90% de su valor y de que los bonos se acercan a precios de default, atrae a los cazadores de oportunidades y a los holdouts. Por supuesto, la especulación no se hace teniendo en cuenta la calidad de lo que compran, sino pensando en lo que algún día pueden valer.

Empresas con pésimos balances y bonos con escasas chances de ser honrados a su vencimiento, se transformaron en atractivas oportunidades de ganancias. Para poder hacer una comparación con la vida cotidiana, en el mercado se hacen fuertes ganancias comprando chatarra y trastos viejos para venderla más adelante como si fueran nuevos.

Por supuesto, después de la debacle del martes de la bolsa donde el S&P Merval perdió 11,96% de su valor –el día anterior había subido 6,04%– parecía todo oscuro. Pero los cazadores de oportunidades igualaron el monto de negocios del día anterior y le hicieron recuperar más de 6%. Se creyó que era “el rebote del gato muerto”, es decir la resurrección momentánea tras la debacle, pero había algo que no se daba con frecuencia, que los bonos tuvieran una elevada recuperación de alrededor de 8% con un dólar en baja, que hizo que el riesgo país que el miércoles había alcanzado 2.520 puntos básicos bajara a 2.300 puntos.

El jueves, la confirmación de la llegada de los fondos de inversión del exterior y de inversores que compran en el piso de los precios, se repitió. Las acciones líderes con papeles que subieron hasta 20%, cerró con un aumento de la Bolsa de 9,19% y el riesgo país, por otra fuerte de suba de los bonos de la deuda, cayó a 2.204 puntos.

El viernes fue la consagración definitiva. La Bolsa despidió la semana con un aumento de 2,70% y negocios por más de $1.000 millones. El riesgo país ayudado por la fuerte suba de 25,33% del Bonar 2024, el título de referencia de la deuda, hizo caer el riesgo país a 2.202 puntos básicos.

Por supuesto, atrás del aumento de los bonos está la oportunidad de hacer fuertes ganancias. La mayoría los compró a una paridad de 40% porque saben que se está negociando con el futuro Gobierno y hasta podría haber una quita que sería de 40% con un cupón de 10%, por lo que tendrán una paridad de 60% que permitirá obtener a los actuales compradores ganancias de 50% en dólares.

Los que compraron acciones vieron subir a los papeles 12,70% en la semana. Y si se toma el rally de los últimos tres días, los beneficios alcanzaron a casi 20%.

Hay memoriosos que recuerdan ganancias de hasta 1.000 por ciento en dos años en los papeles de una empresa energética subsidiada, que se cansaba de perder dinero en cada balance y que no tenía ninguna chance de remontar ese abismo. Pero las expectativas electorales de quien después iba a ser Gobierno, comenzaron a crecer y fueron muchos los papeles, particularmente bancos, que dieron ganancias que superaron varias veces el valor de compra en ese lapso.

A todo esto, junto con el renacer de la Bolsa y los bonos comenzó a atenuarse la caída de depósitos en pesos y en dólares y la divisa en una semana bajó 3,33% a $55,90 en el mercado mayorista. En bancos y casas de cambio, el dólar al público perdió 3,78% al cerrar en $58,02.

Las reservas, en tanto, son el retrato de Dorian Gray del sistema: en una semana perdieron USD 5.092 millones. Todo el plan está concebido para mantener reservas y que el Gobierno pueda llegar con tranquilidad al final del mandato. Lo demás es secundario.

Los enamorados de los controles en la economía pondrán como ejemplo este “renacer”. Los que creen en la libertad económica, algo que ahora no puede regir por la falta de confianza, advierten que quien siembra vientos cosecha tempestades.

Seguir leyendo

Economía

Oficializan el límite a las operaciones con divisas y bonos para desarmar el “rulo”

Publicado

on

Por

La decisión de la Comisión Nacional de Valores (CNV) de limitar la especulación con divisas y bonos a través de la operación conocida en el mercado de capitales como “rulo”, quedó convalidada con la publicación de la resolución general 808/2019 en el Boletín Oficial.

La medida alcanza a quienes hayan adquirido recientemente dólares en el mercado de cambios y a los compradores de bonos, con el objetivo de venderlos inmediatamente para quedarse con los pesos, en operaciones de hasta u$s 10.000.

Las operaciones de compra de valores negociables en dólares (especie D) sólo podrán ser cursadas para ser liquidadas en el plazo de contado de 48 horas, según dispuso la CNV.

Los valores negociables acreditados por dicha compra no podrán ser transferidos para cubrir la liquidación de una operación de venta en pesos hasta haber transcurrido 5 días hábiles contados a partir de su acreditación.

Mediante la operatoria de “rulo” entre operadores privados aprovechaba la diferencia de cotizaciones entre el dólar oficial (comprado en bancos y casas de cambio) y el del mercado negro (donde se vendían las divisas).

Con el saldo en pesos se compraba el bono AY24D (denominado y pagado en dólares) y luego se vendían en “paridad” la versión A24 en pesos, con lo cual, según agentes del mercado, esos especuladores demandaban unos u$s 10 millones diarios para hacer su ganancia.

Seguir leyendo

Economía

Habilitaron las tarjetas alimentarias de 180 pesos

Publicado

on

Por

El Ministerio de Desarrollo Social informa que se encuentran acreditadas las tarjetas alimentarias con recarga de $180 pesos cada plástico.

 

Los plásticos operables en toda la provincia tienen como proveedor al Nuevo Banco del Chaco S.A. y a la empresa Cabal. Además, desde Desarrollo Social se promueve la responsabilidad empresarial, solicitando que no se remarquen los precios, ante esta operatoria.

Para más información dirigirse a la Dirección de Políticas Alimentarias de la Subsecretaría de Abordaje Territorial, con oficinas ubicadas en el Parque Urbano Tiro Federal, Avenida Castelli, entre calles 9 y 10, de Resistencia.

Seguir leyendo

Economía

Una familia necesitó casi $31 mil para la Canasta Básica

Publicado

on

Por

Según el informe mensual del Isepci Chaco, donde se relevan 57 productos de la Canasta Básica de Alimentos, los precios aumentaron 10,47% en agosto. Así, una familia de dos adultos y dos niños/as, necesita $12.321 para poder alimentarse, $1.167 más que el mes pasado.

En cuanto a la Canasta Básica Total (que incluye precio de transporte, tarifas, salud, educación, indumentaria, y otras cosas), la misma familia necesitó $30.926 pesos para no caer bajo la línea de la pobreza, $2.930 pesos más que en julio.

 

En lo que va del año, la canasta de alimentos se incrementó un 42,28%, pasando de valer $8.660 en diciembre pasado a $12.321 hoy. Chaqueños y chaqueñas ven reflejado estos aumentos en sus bolsillos, ya que en doce meses los precios de los alimentos básicos subieron 65,66%, mientras que el salario mínimo subió solo un 10,61%.

En este sentido, el poder adquisitivo de salarios, jubilaciones y asignaciones sociales decayeron, pero los precios no dejaron de aumentar. Así, los productos que más aumentaron son los lácteos, verduras, frutas, yerbas, fideos y carnes.

Seguir leyendo

CN38 TV Online

APP CN38TV BAJATE

Facebook

Tendencias